24 de abril de 2011

Aún quedan dos

¡Buenas tardes!

Ya es domingo, otra semana más se acaba y nos espera el comienzo de otra a la vuelta de la esquina. Pero ésta no ha sido una semana cualquiera; no, no.

El día de los taikos iba tocando a su fin pero aún quedaba una sorpresita que llevaba esperando desde hacía varios meses: ¡un partido Madrid - Barça!

Como todo futbolero sabe, a estas alturas los únicos equipos que pueden luchar por el título de Liga son el Barcelona y el Madrid, así que era un partido bastante importante; algunos incluso dijeron que era el que decidiría la Liga.

Pero esto no es todo porque el día 20 de abril (fecha muy importante también para mí por otras razones :P) se volvían a enfrentar en la Final de la Copa del Rey. Ese miércoles, mientras iban pasando las horas, la desesperación se iba posando sobre mí al ver que no había un maldito bar en todo Tokyo en el que dieran en directo el partido. Me vino a la cabeza la imagen de mí misma viendo el partido en casita, en el ordenador, a oscuras y sin poder celebrar a gritos si el Barça marcaba un gol (por eso de no despertar a la compi :P).

¡Pero nunca se debe perder del todo la esperanza! Cuando me dijeron que habían encontrado un bar, veía que el cielo se me abrió de par en par. Así pues, cogí casi el último tren de la noche y me planté en Shibuya (para variar) pasada la medianoche. Unas cuantas cervecitas para hacer tiempo hasta las cuatro de la mañana (sí, aquí es de madrugada...) y directos al bar. Nada más entrar, dos camisetas del Barça y del Madrid nos esperaban en la puerta anunciando el partido.



Un poquito más de bebida, muchas risas, una porra que al final nadie ganó, muchos nervios, unos cuantos insultos dirigidos a la pantalla de la televisión (creo que todos eran míos xD) pero, sobre todo, una magnífica noche. Diría que el resultado del partido era lo que menos importaba, pero tampoco estaría diciendo del todo la verdad. Es cierto que me jodió (y mucho) que el Barça acabara perdiendo, pero lo que yo de verdad quería era poder disfrutar del encuentro con amigos. ¡Misión cumplida!

Ahora toca pensar en los otros dos partidos que vuelven a enfrentar al Barça y al Madrid, esta vez en las semifinales de la Champions. A ver si alguien más se anima para ir conmigo a verlos... ¡Al final hasta nos cansaremos de tantos "Clásicos"!

¡Hasta otro día!

Edit: puse que eran los cuartos de la Champions pero son las semifinales, perdón. Ya no sabe una dónde tiene la cabeza... :P

3 comentarios:

lorco dijo...

Mas que un clasico es el partido del mes!!! madre mia, 4 veces en un mes, que abuso!!!!

Chiqui dijo...

a por otro el miércoles!! y empalmamos con la golden! :)

Sílvia dijo...

@lorco: Cuatro "partidos del siglo" en menos de un mes... Sí, un poquito de abuso sí que es :P (pero yo encantada xD)

@Chiqui: Yo empalmaré con el último día de escuela antes de la Golden... Buff, sólo de pensarlo ya me entran todos los males xD (y tú eso lo comprobaste la semana pasada... jujuju)