16 de noviembre de 2010

Going on

¡Buenas noches!

Hoy en la academia hemos empezado por fin a estudiar kanjis. De momento hemos dado los kanjis de los números uno al cuatro; qué dificultad... Obviamente el nivel irá creciendo y dentro de un par de meses me acordaré de toda la familia del que los inventó, pero por el momento mi objetivo es centrarme en ir entendiendo cada vez más el japonés e ir hablándolo, aunque sea en plan indio. Me pregunto cuánto tardaré en mantener conversaciones más o menos normales en japonés: ¿tres meses, medio año, un año...? En fin, será mejor que no lo piense mucho porque sino me agobiaré xD.

Y hablando de la academia, este viernes nos iremos de "excursión" a la NHK (un canal público de televisión, por si alguien no lo sabe) a visitarla por dentro. Hemos deducido que es una visita que suelen hacer los niños de primaria con su escuela, por eso de que parece una excursión un poco chorra, pero al menos pasaremos el rato y, quién sabe, a lo mejor vemos a algún famosete que pulule por ahí (aunque ni lo reconocería, porque no veo la televisión desde que llegué aquí xD). Como punto positivo, este viernes no haremos examen, ¡yuhu!

Hoy ha tocado el día pensativo, qué le vamos a hacer, y pienso en cómo cambia la vida en poco tiempo. Cómo, literalmente, de un día para otro tu mundo cambia completamente y cómo lo que hasta entonces conocías y tomabas por normal se disolvió y se transformó en algo diferente. Por desgracia esto también pasa con las personas, cuando crees conocer a alguien de verdad, de tu propia familia, y luego descubres que no es como tú creías.

Menos mal que hace mucho tiempo que abrimos los ojos y vimos realmente cómo es esta persona, sin ningún tipo de escrúpulo en echar a alguien de su vida, que sólo se preocupa por él mismo aunque diga que siempre piensa en nosotros; una burda mentira que se repite para dormir mejor por las noches. Hace tres años no me atreví a decirle nada y no pasa un día en que no me arrepienta de haberle echado en cara todo lo que pensamos de él; ni siquiera tuvo huevos de mirarnos a la cara. Pero la vida da muchas oportunidades y espero con ansias que llegue la mía para que de verdad se dé cuenta de lo que ha perdido para siempre.

En fin, creo que me he desahogado bastante xD. Voy a hacer los deberes y a estudiar un poquillo, que sino me dan las tantas. Aunque, pensándolo bien, siempre me acabo acostando a las 2 de la madrugada, así que da un poco igual xD.

¡Hasta otro día!

7 comentarios:

Edu dijo...

Silvi, me alegro de lo de la excursión, y nosé porque me dá, pero creo que sé de quien hablas, y me siento identificado contigo, pues aunque mi situación sea un poco distinta a la tuya, yo también tengo ese "resquemor" de cantar las cuarenta a alguien familiar, que aunque yo lo vea mas que tu, la verdad esque tambien necesito decirle lo que ha perdido por su egoísmo nato.
En fín, ten una buena semana, yo llevo 1 mes costipado, estoy empezando a preocuparme, no hay forma humana de quitarmelo de encima, pero bueno, recemos para que se marche pronto!
Un besazo guapi!!

Sílvia dijo...

Sabía que tú lo pillarías a la primera xD Y que me entenderías, ya que en eso, por desgracia, nos parecemos un poco.

Pues cuídate del costipado, ¿eh?, que precisamente ya empieza a hacer fresquete (aquí también).

¡Besooos!

Chiqui dijo...

Pues ánimo con los kanjis! Y con lo demás también claro! :D

besete!

lorco dijo...

Kanjis??

Eso hay que celebrarlo no???

Sílvia dijo...

@Chiqui: Lo de los kanjis va para laaaargo xD Pero gracias ;)

@lorco: ¡Aquí se celebra lo que sea! xD Aunque dentro de dos meses ya me arrepentiré de haberlos empezado a estudiar... xD

zordor dijo...

Bienvenida al fascinante mundo de los kanjis y disfruta mientras el ritmo es aceptable ;)

Sílvia dijo...

@zordor: Fascinante y jodido mundo de los kanjis xD De momento son más o menos fáciles, pero en dos meses ya empezaré a estresarme de verdad... xD